Hay momentos en los que recordamos hasta el más mínimo detalle, sabemos dónde dejamos las llaves de casa y a qué hora tiene turno con el doctor un amigo. Pero también tenemos períodos en los que olvidamos para qué íbamos a la cocina. Aquí, cinco cosas que pueden influir en tu memoria.

1- Falta de sueño

Dormir pocas horas al día, o padecer trastornos de sueño que no nos dejen descansar correctamente, pueden provocarnos problemas al querer recordar nombres o cosas. La explicación científica es que, mientras una parte de nuestro cerebro “descansa” con nosotros, los sectores involucrados con la memoria y las respuestas emotivas se activan. Por lo tanto, quienes no puedan descansar lo necesario tendrán inconvenientes en la memoria, pero también fatiga, problemas de atención y una menor reacción.

2- Estrés

Una prolongada exposición al estrés puede afectar al sector del cerebro conectado con los procesos de pensamiento. Quizás utilizando métodos para relajarnos podamos evitar olvidar cosas. La meditación es una buena opción, ya que colaboraría en ambos aspectos.

3- Gérmenes

Un estudio publicado en Neurology indicó que las personas expuestas a muchos gérmenes a lo largo de su vida tenían mayores probabilidades de tener problemas de memoria. De los 1600 participantes, aquellos con una carga infecciosa mayor tenían un 25% más de chances de aumentar el riesgo de un bajo puntaje en un test cognitivo.

4- Ejercicio

Porque algo que puede “influir en tu memoria” no tiene que ser necesariamente negativo, es importante destacar que el ejercicio ayuda a mantener la mente en forma. También tiene otros beneficios, como mejorar el humor, la cognición y el sueño.

5- Té verde

De acuerdo a la Universidad de Basilea, los químicos encontrados en esta bebida podrían mejorar la memoria, ya que aumentan el crecimiento de nuevas células cerebrales en el hipocampo, la parte del cerebro involucrada en la memoria de corto plazo.

Deja un comentario