El 2017 toca ya a su fin y es momento repasar lo mejor… y también lo peor del año cinematográfico. Eso último es precisamente lo que ha hecho la revista Variety, que tomando prestada la opinión de dos de sus críticos más respetados, Owen Gleiberman y Peter Debruge, ha elaborado una lista con las 10 peores películas del curso.

A su juicio, cintas originales como Nocturama o El libro secreto de Henry tienen el “honor” de ocupar un puesto en esta clasificación. Pero también hay sitios para los remakes, como el de Jumanji; e incluso las secuelas, como es el caso de T2: Trainspotting.
En en el apartado actoral, Michael Fassbender se cuela en la lista por doble partida (Trespass Against Us y El muñeco de nieve), mientras que Matt Damon también aparece por su papel en poco valorada Una vida a lo grande. Aquí va el repaso a lo peor del año en el cine según Variety.

TRESPASS AGAINST US

“Michael Fassbender no puede salir airoso ni con su actuación de esta pila de mugriento sinsentido”, señaló Variety en su crítica de la cinta dirigida por Adam Smith. El que fuera director de la serie Skins perpetró un drama criminal que no pudo salvar ni uno de los actores mejor valorados del momento.

JUMANJI: BIENVENIDO A LA JUNGLA

En la era de los remakes, el de Jumanji puede que haya sido uno de los más controvertidos desde el día que se anunció su producción. Para Owen Gleiberman, la cinta protagonizada por Dwayne Johnson, Kevin Hart, Jack Black y Karen Gillan es “simplemente basura; sin nada mágico. Como una de las peores secuelas imaginables de Indiana Jones, pero sin Indiana Jones”.

EL LIBRO SECRETO DE HENRY

¿Fue despedido Colin Trevorrow como director de Star Wars: Episodio IX por culpa de las críticas vertidas hacia The Book of Henry?”. Eso es lo que se preguntan en Variety acerca del drama protagonizado por Naomi Watts y que narra la historia de un niño superdotado de 11 años que intenta ayudar a su vecina y compañera de clase, quien sufre bullying en el colegio.

LA ALTA SOCIEDAD

La alta sociedad (Ma Loute) es una comedia negra ambientada en el verano de 1910. Dirigida por el francés Bruno Dumont, la cinta estuvo nominada en nueve categorías de los premios César e incluso se llevó el Giraldillo de oro a mejor película en el Festival de Sevilla. Sin embargo, para Owen Gleiberman “llamar a eso un salto artístico sería como decir que el submarino (técnica de tortura) es más tolerable estando en compañía”.

T2: TRAINSPOTTING

“Veinte años después, los yonquis de Trainspotting tienen todo el derecho a ser mayores y estar cansados. Pero, ¿tienen derecho a ser aburridos?“, se preguntan los críticos de Variety acerca del regreso de Danny Boyle a la dirección con la trama que lo encumbró en 1996. “Cometió un error fatal al convertir esta secuela en una historia anomia de mediana edad, despojándola de energía e imprudencia”.

NOCTURAMA

Otro título francés que se cuela en la lista “gracias” al trabajo del director Bertrand Bonello. La cinta narra los planes terroristas de unos radicales sobre la ciudad de París. Un thriller que para Variety supone “un insulto no solo para Francia, sino también para los terroristas, a quienes se les puede acusar de muchas cosas, pero nunca de falta de convicciones”.

EMOJI: LA PELÍCULA

“¿Qué será lo siguiente? ¿‘Palo selfie: La película’?”, se pregunta el crítico Peter Debruge. A su juicio “esta caricatura hecha por Sony fue una descarada estafa de la película Del revés de Pixar”. Aun con todo, la cinta animada recaudó unos nada desdeñables 217 millones de dólares en la taquilla mundial.

PELEA DE PROFES

Con Ice Cube como protagonista, Pelea de profes no parecía destinada a competir por los Oscar desde el primer momento. Para Variety, la cinta de Richie Keen “trata la educación obligatoria como una broma y la violencia como una forma razonable de solucionar los problemas“. “La película producida por un estudio más decepcionante que recuerdo”, resume Debruge.

EL MUÑECO DE NIEVE

Pobre Michael Fassbender. Actor de moda y segunda vez que tiene el honor de aparecer en esta lista. La cinta de Tomas Alfredson, quien tomó el testigo de un Martin Scorsese que terminó declinando el proyecto en su día, no convenció a la crítica y solo recaudó 43 millones de dólares a nivel global. Según Variety, “alguien debería ir a la ‘cárcel de las películas’ por esta abominación”.

UNA VIDA A LO GRANDE

Del director de A propósito de Schmidt, Entre copas o Los descendientes, este año llegaba a los cines Una vida a lo grande (Downsizing). Alexander Payne dirigió esta historia en miniatura que a juicio de los críticos de Variety supone “una enorme decepción”. “Esta sátira mal concebida es lamentablemente ingenua desde el primer plano y presenta una actuación sin carisma por parte de Matt Damon”, remarca Peter Debruge.

 

Deja un comentario