En el noveno capítulo de Luis Miguel, la serie, se dio una pista de lo que pudo haber ocurrido con Marcela Basteri, la madre del cantante, a quien se le perdió el rastro en 1986: se la ve entrar a un hospital psiquiátrico en las Islas Canarias, España.

En aquel momento -hace 32 años- hubo varias versiones vinculadas con el paradero de Basteri: que había sido secuestrada, que la habían asesinado, que había viajado a la Argentina, que se encontraba perdida… Pero ninguna de esas situaciones fue confirmada.

El pequeño Luis Miguel y su madre.

Hace más de 30 años que Luismi dejó de ver a su madre.

Pero ahora, a partir de la serie que emite Netflix, y que cuenta con el aval del mismo Luismi, podría decirse que, al menos para la familia, Marcela pasó sus últimos días en esa clínica.

En el capítulo, además, se explicó que Basteri sufrió una fuerte depresión después de dar a luz a su tercer hijo, Sergio, que nació sólo con seis meses de gestación, algo que le provocó un trastorno psicológico que no pudo superar en los años siguientes.

Luismi, su papá, Luisito Rey, y Marcela.

Luismi, su papá, Luisito Rey, y Marcela.

Además, huérfana desde chica, Marcela no pudo soportar la soledad a la que la sometía su marido, Luisito Rey, que la alejaba de su hijo mayor, a esa altura una verdadera estrella pop.

Tal vez por eso, se insiste, la mujer también habría decidido abandonar la casa familiar.

¿Habrá algún dato más sobre Basteri el domingo que viene, cuando se vea el décimo capítulo? ¿Luis Miguel irá a visitar a su madre a la clínica? ¿Se volverán a ver en otra parte?

Al mismo tiempo, el Rey Sol ya se empieza a cansar de los manejos de su papá, que también es su manager.

“Estoy hasta la puta madre de que me relacionen con mi papá. El Luis Miguel que creó mi papá ya no existe. Que les quede claro, ¡carajo!”, les dice en un momento a un grupo de periodistas, muy enojado.

Deja un comentario