Lili Estefan regresó este lunes a El gordo y la flaca (Univision) “más feliz que nunca” y dispuesta a pasar página definitivamente tras atravesar las tres semanas más difíciles de su vida luego de haber iniciado en septiembre un proceso de separación de su esposo Lorenzo Luaces tras más de veinticinco años juntos.

“Yo creo que cuando pasan cosas como esta hay que regresar a la rutina lo antes posible asegurándose, sobre todo, de que mis hijos estuvieran bien, y lo están. Y ahí andamos mi gente, poquito a poquito, con fuerza y pa’ lante”, contó la periodista cubana fuera del aire en su esperado regreso a las pantallas de Univision.

Ya más tranquila, la sobrina del reconocido productor Emilio Estefan confesó que necesitó tiempo para reflexionar y sobre todo para perdonar.

Lili Estefan podría estar reconciliándose con su esposo

“Hay que ocuparse de uno y eso fue lo que hice, básicamente comenzar a salir adelante y me tuve que dar unas semanitas para reflexionar, para meditar, para perdonar”, declaró la carismática presentadora sin dar más detalles sobre el proceso de separación que inició semanas atrás.

La nueva Lili prefiere mirar hacia el futuro con optimismo, sin cerrar ninguna puerta, pero dispuesta a seguir adelante pase lo que pase entre su marido y ella.

“Voy a mirar todo esto de una manera diferente. No importa lo que pase entre mi marido y yo más adelante yo creo que es una experiencia para aprender, para ser más fuerte, para entender y para seguir adelante”, aseguró Lili.

Deja un comentario