Netflix está en “conversaciones activas” con Disney para seguir teniendo en su plataforma películas de Marvel y los episodios de Star Wars después de 2019, cuando las nuevas producciones de Disney y Pixar dejen de aparecer en su servicio de streaming [ una decisión que, en principio, sólo afecta a los usuarios de los Estados Unidos].

Disney anunció esta semana que iba a dejar de suministrar sus películas a Netflix desde el 2019 en los Estados Unidos y, además, informó que lanzará su propio servicio de de contenido on demand. Su CEO, Bob Iger, expresó que la compañía aún no decide dónde distribuir las películas de superhéroes de los estudios Marvel y las de la productora de Star Wars, Lucasfilm, ambas propiedad de Disney.

En tanto, el responsable de contenidos de Netflix, Ted Sarandos, dijo a la agencia de noticias Reuters que se encuentran en “negociaciones activas” con Disney sobre la posibilidad de asegurar un acuerdo que retenga los derechos para difundir las producciones de Marvel y Lucasfilm, después de 2019.

Daredevil, una de las producciones de Netflix sobre el universo Marvel
Daredevil, una de las producciones de Netflix sobre el universo Marvel.

Sarandos señaló que esperaba que el servicio de Disney fuera “complementario” a Netflix, que cuenta con programación para toda la familia, como las películas de animación de Illumination Entertainment y las de Dreamworks Animation.

El plan de Disney de entregar su contenido directamente a los consumidores es la “evolución natural” que Netflix esperaba, dijo Sarandos en una entrevista durante el festejo de las candidaturas a los Emmy de la serie The Crown. “Por eso entramos en la producción de contenido original, anticipando que podía no ser tan fácil negociar con los estudios para obtener la licencia de su contenido”, añadió.

Deja un comentario