Sarah Jessica Parker fue captada viajando en el metro de Nueva York.

La estrella de Sex and the City demostró que, a pesar de ser una de las caras más reconocidas de Hollywood, es una ciudadana común y corriente.

A diferencia de su personaje, Carrie Bradshaw, quien siempre se trasladaba en taxi por la ciudad, Parker optó por el transporte subterráneo.

Con vestimenta casual, audífonos, gafas oscuras y celular en mano, la famosa viajó a bordo de la línea M en dirección hacia el centro de la ciudad, donde se encuentra ubicado su apartamento.

Parker no pasó desapercibida, ya que si quedaba alguna duda, llevaba una bolsa con su nombre escrito de su marca personal de zapatos.

No es la primera vez que la estrella elige este medio de transporte, anteriormente la estrella ha compartido videos de sus viajes en el subterráneo.

Final leg. E train riders know this part. X, SJ

A post shared by SJP (@sarahjessicaparker) on

Más temprano en el día, Parker, de 53 años, realizó una campaña publicitaria en el West Village para una firma de ropa interior.

Deja un comentario