Nos encantan nuestros teléfonos inteligentes. Lo usamos a la mañana para despertarnos, para compartir cosas con el mundo a través de redes sociales, para informarnos y para estar conectados con seres queridos… y no tanto. ¿Hay algo malo en estos dispositivos? Sí: permiten que la gente te llame por teléfono. Madres que quieren saber si nos abrigamos, bancos que quieren ver si pagamos y compañías de celulares que quieren que nos cambiemos de empresa. ¿Hay forma de solucionar esto? Sí, Apple tiene la solución.

Una cantidad creciente de usuarios de iPhone X, el último smartphone de Apple, reporta una falla en sus equipos que les impide contestar las llamadas entrantes. ¡Nuestro sueño!

Los propietarios del iPhone más nuevo se quejan de que si bien el teléfono suena, la pantalla demora entre seis y ocho segundos para encenderse, por lo que suelen perder las llamadas.

Así lo informó un artículo publicado por el diario Financial Times, que señaló que el número de personas que experimentan esta falla va en aumento.

Por su parte, el sitio especializado CNet citó el caso de una persona que, tras experimentar ese problema, restauró su equipo y lo solucionó, aunque el inconveniente volvió a suceder pocos días después.

Otros usuarios se quejaron también de mal funcionamiento en el sensor de proximidad: tras atender una llamada y acercar el teléfono a la cara, la pantalla se pone en negro, pero al alejarlo el display sigue apagado, imposibilitando otras acciones.

Apple aún no respondió las versiones y por el momento no se sabe si se trata de problemas de hardware o de software.

En noviembre pasado, poco después del lanzamiento, muchos usuarios del iPhone X se quejaron de que el smartphone no funcionaba bien en temperaturas frías, una falla que Apple reconoció y solucionó con una actualización del software.

Deja un comentario